NACIONAL

SNDIF, UNICEF y empresas lanzan iniciativa para contribuir a la seguridad alimentaria de familias vulnerables ante el COVID-19

A través de “alimentos saludables para cada niño” se entregarán, a partir del 16 de junio, canastas y tarjetas alimentarias por un monto equivalente a 590 pesos, a familias con niñas, niños y adolescentes, afectadas por la contingencia, en municipios de baja california, estado de méxico, quintana roo y tabasco.

La Titular del SNDIF, María del Rocío García Pérez indicó que la meta es entregar hasta 80 mil apoyos en algunas de las zonas más vulneradas por la emergencia sanitaria.
El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y el Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (SNDIF), en coordinación con los Sistemas Estatales DIF y empresas del sector privado, presentaron hoy la campaña “Alimentos Saludables para cada Niño”, con el fin de ampliar la cobertura del Programa de Asistencia Social Alimentaria a Personas en Situación de Emergencia en el contexto del COVID-19.

La Titular del SNDIF, María del Rocío García Pérez, destacó el trabajo entre las instancias involucradas para fortalecer los programas de asistencia alimentaria en contextos de emergencia a través de iniciativas como esta, cuya meta es asegurar el aporte básico nutricional de familias vulnerables, mediante la entrega de hasta 80 mil canastas alimentarias y tarjetas de alimentos, cada una equivalente a 590 pesos mensuales.

La iniciativa “Alimentos Saludables para cada Niño” llegará, en principio, a los municipios de Tijuana y Mexicali, en Baja California; Nezahualcóyotl, en el Estado de México; Benito Juárez, en Quintana Roo y Centro, en Tabasco, debido a que dichas entidades presentan elevados índices del vulnerabilidad a consecuencia de la contigencia por COVID-19.

García Pérez dijo que esta campaña representa, para el Sistema Nacional DIF, la oportunidad de refrendar su compromiso de fortalecer todos los días las estrategias, programas y acciones encaminadas a procurar y mejorar la alimentación de las niñas, niños y adolescentes cuyas familias enfrentan condiciones de vulnerabilidad, las cuales se han agravado por la contingencia sanitaria que vive México.

Para asegurar el aporte nutricional de los alimentos que se entregarán, a partir del próximo 16 de junio, las canastas contendrán: aceite vegetal, arroz, atún en agua y aceite, avena en hojuela, ensalada de verduras, puré de tomate, chícharos, frijol, lentejas, harina de maíz, leche deslactosada y huevo, además de cloro y jabón anti bacterial.

Mientras que las tarjetas sólo podrán ser canjeadas por alimentos saludables como frutas, verduras, leguminosas, lácteos, carnes, cereales y oleaginosas, así como artículos de higiene y estarán bloqueadas para comprar dulces y azúcares, galletas, cereales y panadería, algunos lácteos, embutidos, bebidas azucaradas y alcohólicas.

Aseguró que se aplicará un protocolo de medidas sanitarias para prevenir contagios en la entrega y almacenamiento de canastas alimentarias. Además, la campaña se realizará bajo las más estrictas normas de transparencia y rendición de cuentas, a través del registro puntual de datos del estado, municipio, CURP de las y los beneficiarios, número y edades de hijas e hijos, afectación nutricional por la contingencia e información educativa.

Gracias a la coordinación permanente y al trabajo conjunto que el SNDIF tiene con los Sistemas Estatales y Municipales, agregó, desde el inicio de la contingencia se puso en marcha un plan de acción que ha permitido dar continuidad a los programas alimentarios de Desayunos Escolares, de Asistencia Social Alimentaria en los Primeros 1000 Días de Vida y a Personas de Atención Prioritaria; de Salud y Bienestar Comunitario y de Asistencia Social Alimentaria a Personas en Situación de Emergencia o Desastre, que da prioridad a niñas, niños, personas adultas mayores y personas con discapacidad.

Por su parte, Christian Skoog, representante de UNICEF en México, señaló que ante la necesidad urgente de apoyar a millones de familias en riesgo de vulnerabilidad alimentaria, es prioritario fortalecer los programas orientados a atender la emergencia. Reconoció el trabajo desarrollado por el SNDIF para llegar con apoyos alimentarios a la población más vulnerable.

Dijo que también es necesario contar con la colaboración del sector empresarial para focalizar esfuerzos en el corto y mediano plazo. Por lo que invitó a la iniciativa privada en México y a la sociedad en su conjunto para movilizar esfuerzos a favor de niñas, niños y adolescentes, pues es momento de reimaginar formas de contribuir a su bienestar. Señaló que el programa podrá ampliarse en la medida que se sumen más aportaciones de la iniciativa privada a esta campaña.

En su oportunidad, la representante en México de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), Lina Pohl Alfaro, destacó la convocatoria que el SNDIF realizó a los organismos internacionales para trabajar en conjunto, articular acciones y establecer estrategias coordinadas para superar los efectos de la pandemia, sobre todo, entre la población más vulnerable.

Reconoció que la contingencia es de tal magnitud que se estima que a su término se habrán perdido dos décadas en la lucha contra la pobreza, por lo que destacó la importancia de iniciativas como la que hoy se presentó, ya que permitirá operar un programa de entrega de alimentos a las personas en situación de vulnerabilidad, principalmente niñas y niños, de manera segura en el territorio nacional.

La representante de la FAO hizo un llamado a la iniciativa privada que se quiera sumar a los esfuerzos para garantizar la alimentación nutritiva suficiente, en favor de la población más desprotegida, a hacerlo a través de los programas que opera el SNDIF.

En el evento participaron también, el representante del Grupo y Fundación Chedraui, Alfredo Chedraui López; el director general y presidente del Consejo de Grupo Calimax, Ignacio Fimbres Sánchez; y contó con la asistencia de representantes de la iniciativa privada y de organizaciones sociales participantes en la campaña; así como presidentas, directoras y directores de los Sistemas Estatales y Municipales DIF, servidoras y servidores públicos del organismo nacional.



Campaña de difusión sobre alimentación nutritiva



En México, 20% de los hogares padece carencia alimentaria (CONEVAL 2018); la desnutrición crónica afecta a casi 15% de niñas y niños menores de 5 años (en localidades con menos de 100 mil habitantes) y más de 35% de su niñez tiene sobrepeso y obesidad (ENSANUT 2018). Por ello, el COVID-19 constituye una amenaza para su salud y nutrición, particularmente en el caso de niñas, niños y adolescentes cuyas familias han visto disminuidos sus ingresos. “Alimentos Saludables para cada Niño” contempla, además mensajes sobre alimentación saludable en redes sociales, spots y cápsulas en radio y televisión, y materiales educativos impresos.

La contribución del sector privado a esta iniciativa es fundamental, por lo que la UNICEF ofrece un mecanismo para que las empresas puedan sumarse fácilmente donando en www.unicef.org.mx/Alimentos o llamando al 800 841 8888. Hasta ahora, esta iniciativa ya cuenta con el apoyo de Fundación Chedraui, Fundación Internacional de la Comunidad A.C, Fundación Gentera, Fundación Liomont y Novo Nordisk, entre otras empresas.

El sector privado, fundaciones, empresas y público en general pueden unirse a “Alimentos saludables para cada niño”, donando en www.unicef.org.mx/Alimentos o llamando al 800 841 8888. Contacto con fundaciones: Teresa Alamillo, talamillo@unicef.org. Contacto con empresas: Erick Rodríguez, erirodriguez@unicef.org.

Notas relacionadas...